sábado, 6 de agosto de 2011

Me repugna la raza humana.

Paralizada. Así es como me quedé mientras mis ojos miraban aquél espectáculo tan deplorable, aquella tortura tan desmedida, tan cruel.
Siento una profunda rabia en mi interior, un oscuro odio que envuelve cada parte de mi cuerpo, una impotencia tan grande…
Detesto la raza humana, detesto su codicia, su vanidad y su superficialidad. También desteto la ignorancia de algunas personas, la frialdad de sus actos y su terrible egoísmo.
Siento lástima por aquellas personas tan ciegas, incapaces de ver más allá de sus caprichos, sus celos, su afán. Más allá de sí mismos.
¿Acaso nos creemos dueños del mundo? ¿Verdaderamente pensamos que nos pertenece?
Sí, lo pensamos, porque si no, no cometeríamos semejantes barbaridades. Respetaríamos la vida al igual que ella nos respeta a nosotros. Pero no. Esto, por desgracia no es así.
¿Civilizados nos llamamos? ¡IGNORANTES! No os dais cuenta de lo que estáis destruyendo, de lo que estáis arrasando. Vuestra vida no vale más que las suyas… y algún día, lo sabréis.
http://www.youtube.com/watch?v=nHbVX8n6xJ4&feature=player_embedded video

Por favor, si creeis que es importante pasadlo!
Renata & Ayla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario